Aviación civil

Club Ultraligeros del Caribe, el nuevo integrante de la aviación dominicana

La aviación en la Republica Dominicana se ha ido desarrollando poco a poco en los últimos años, a paso lento pero firme, en diferentes ramas del área. En esta ocasión le toca a los ultraligeros, aeronaves que en la última década han ido ganando popularidad a nivel mundial.

Club Ultraligeros del Caribe (CUC)

En el año 2013 surge el CUC  en el país, siendo el primer grupo dedicado a la enseñanza y vuelos de ultraligeros en el país.

Para celebrar su reconocimiento por parte del Instituto Dominicano de Aviacion Civil (IDAC) como club, el pasado octubre de 2015, se lleva a cabo un show aéreo en los terrenos de Hobbyland, en Yamasa, Villa Mella, los días 30 de abril y 1 de mayo.

La pista de esta locación, conocido a nivel nacional por la práctica de aeromodelismo, vio el despegue de ultraligeros, parapentes, drones y aeronaves a radio control para el deleite de los asistentes.

La inauguración

El evento inicia el sábado 30 de abril a las 10 de la mañana, bajo el nombre “Ultra Light Air Show” donde se llevaron a cabo las exhibiciones de los participantes antes mencionados.

Diversas organizaciones se dieron cita en el evento, como fue  el Club Dominicano de Aeromodelismo, la Asociación Dominicana de Drones,  las empresas de parapentes y paramotor Ultralight Dominicana, Vuelo Libre, Parapente Constanza y el grupo de vuelo  en paramotor “Los Voludos”.

Debido a inconvenientes no pudimos estar presentes ese día, por lo que nos centraremos en las actividades llevadas a cabo el domingo 1 de mayo.

Después de un largo trayecto arribamos a las instalaciones de Hobbyland, aproximadamente a las 11 AM, junto con integrantes del grupo de fotografía aérea “Dominican Plane Spotters”.

Ya se encontraba volando un “paratrike” de la empresa Aerolight Dominicana, especializada en este tipo de vuelos en el país, realizando sobrevuelos sobre las instalaciones y deleitando a los presentes con esta modalidad tan interesante.

Te puede interesar  La aviación dominicana y su desarrollo en el 2017
Los paratrikes desde temprano estuvieron deleitando a los presentes. Foto: autor.

A las 12 del medio día inician las demostraciones de vuelo con el vuelo del Lockwood Air Cam, a los  mandos del reconocido piloto local Ramón Peralta el cual durante aproximadamente 35 minutos realizo varios vuelos, en los cuales varias personas tuvieron la dicha de ocupar el asiento del copiloto, experimentando los virajes y rasantes que realizaba la aeronave.

El Air Cam N356PR que estuvo en el evento es el único de su tipo en el país y vuelve a presentarse en otra actividad después de un accidente sufrido en 2014 durante una actividad aérea en el aeródromo de Angelina, Cotuí.

El Air Cam presente en hobbyland, demostrando sus cualidades de ultraligero: Foto: autor.

Después de la demostración de vuelo del Air Cam los miembros Asociación Dominicana de Aeromodelismo realizaron una larga exhibición de aeronaves  a control remoto, la cual se extiendo hasta pasadas las 2 de la tarde.

Diversos modelos de aeronaves deleitaron a los presentes con sus vuelos acrobáticos y a toda velocidad al ras del suelo (los accidentes no se quedaron, con unos cuantos que dolieron hasta en el bolsillo).

Desde sencillas replicas de cessnas y pipers hasta avanzados Extras acrobáticos se turnaron, donde sus pilotos dejaron en claro porque Hobbland es la cuna del aeromodelismo en RD.

El aeromodelismo estuvo presente en hobbyland, con vistosos y ágiles aviones. Foto: Autor.

El otro ultraligero que voló, después de la exhibición de los RC, fue el Drifter 582 SB, matricula N41TA, propiedad de Robert Jiménez, director del CUC. La aeronave voló durante espacio de 15 minutos alrededor del aérea, con varios pases rasantes en la pista.

Te puede interesar  ¿Por qué no hay vuelos comerciales internos en RD?

Después de este volvió al aire el Air Cam, el cual realizo una demostración de vuelo de aproximadamente 10 minutos. Al termino de esta partió con su dueño y el capitán Peralta con destino a su base en el Aeropuerto del Cibao.

Drifter 582 SB en pase sobre la pista, al mando del capitán Jiménez. Foto: autor.

Los paramotores volvieron al vuelo, con el grupo “Los Voludos” realizando una vistosa exhibición de unos 15 minutos.  Cuando finaliza su participación el clima ya auguraba fuertes lluvias con truenos, los cuales habían estado azotando a parte del país desde jueves de esa semana.

Algo a tener en cuenta: cuando dicen que va a llover en hobbyland, no hay lugar donde meterse (literalmente).

A las  3:45 de la tarde, ya con las nubes casi mente iniciando su demostración en la actividad, llega un Bell UH-1H Huey II de la FARD, el cual tenía como propósito llevar a los paracaidistas que cerrarían la actividad en desarrollo.

A los pocos minutos de aterrizar cayo un torrencial que mantuvo la actividad paralizada por aproximadamente 30 minutos.

Al término de la lluvia se pensó en realizar el salto, pero dada las condiciones meteorológicas se decidió cancelar el mismo por motivos de  seguridad, dando por terminada la actividad.

Sin embargo, y como forma de cerrar la actividad de la mejor manera posible, la tripulación del Huey realizo un único, pero emocionante pase sobre la pista de hobbyland, al estilo de lo visto en los desfiles militares, dejando a todos los presentes satisfechos y con la esperanza de que esta se realiza de nuevo  – sin la lluvia, claro está-.

Deseamos un crecimiento saludable y sostenido al CUC y los ultraligeros en República Dominica.

2 COMMENTS

LEAVE A RESPONSE

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lic. en Comunicación Social, despachador de vuelos y piloto privado. Creador y administrador de Dominicana Vuela. Amante de la lectura, música y café.
error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: