Aviacion militar dominicana

El avión de Ramfis Trujillo y su historia poco conocida

No participo en actos o eventos significativos de la historia dominicana. Pero ya que la historia menciona que una de sus tareas era transportar a Ramfis Trujillo vale la pena conocer la aeronave que te presentamos hoy.

Esta interesante aeronave llegó al país a inicios de la década de 1950 originalmente para la extinta Dominicana de Aviación con la matricula HI-27 y de ahí paso a la entonces Aviación Militar Dominicana.

En la milicia se le asignó la matricula 1504 y la usaban como aeronave de enlace y transporte del alto mando militar, entre ellos a Ramfis Trujillo, hijo del temible dictador Rafael L.Trujillo.

El Commander, por razones desconocidas, vuelve a Dominicana donde después de un tiempo es transferida…. nuevamente…a la aviación militar, donde se la asigno la matricula 1507. De esas cosas poco entendibles que uno encuentra en la historia aeronáutica.

¿Y de verdad voló Ramfis en el?

Si, aunque no como piloto. A pesar de llamarsele el “avión de Ramfis” este nunca piloteo personalmente la nave, solo llego a ir como pasajero debido a restricciones de su padre*, alguien que como bien se sabe no era nada amigo de andar en aviones y solo viajaba en el famoso yate Angelita.

Otros de sus usos fueron, según conocedores de su historia, el transportar oficiales de la institución a las bases de la AMD en el país y al exterior por igual.

Vale la pena mencionar que, según el sitio web La venda transparente, Ramfis tambien tuvo un Cessna 410 en España, de la cual no tenemos información alguna y no sabemos su paradero final.

Ramfis Trujillo fue involucrado desde pequeño a la vida militar. Foto: desconocido.

Ya volviendo a nuestra aeronave de hoy esta sigue en servicio militar hasta inicios de la década de 1970, cuando la venden a manos privadas y retoma su matrícula civil original.

En la actualidad

Después de unos 30 años y de haber pasado por varios dueños este commander vuelve a la Fuerza Aérea Dominicana en 2002, luego de durar un buen tiempo sin alzar vuelo en el antiguo aeropuerto de Herrera.

Para aquel entonces ya ni siquiera estaba en condiciones de vuelo, por lo que lo movieron a su vieja casa por tierra. Allá se le sometió a un proceso de restauración y luego se ubico en los jardines de la academia de cadetes Frank F. Miranda de la institución.

La aeronave durante el proceso de restauración. Foto: Rafael Marti.
En 2004 ya restaurado junto con un T-35 en los hangares de San Isidro Foto: Dax Roman

Hoy el publico puede ver este avión en el museo de la FARD, ubicado en la base aérea de San Isidro, una nave con una historia bien interesante sin duda alguna.

La nave hoy reposa en el museo de la FARD. Foto: José Correa.

*Update: anteriormente habíamos reportado que Ramfis nunca había usado esta aeronave, aunque dicha afirmación es incorrecta e hicimos las correcciones de lugar necesarias.

Gracias a Rafael Martí por sus aportes a este articulo

LEAVE A RESPONSE

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lic. en Comunicación Social, despachador de vuelos y piloto privado. Creador y administrador de Dominicana Vuela. Amante de la lectura, música y café.
error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: